23/08/2009

Agosto, el mes de los cardos

ampliar Los cardos son plantas que injustamente se los relaciona con la fealdad, pero si mirais alguno con detenimiento descubrireis que se trata de un tópico más. Su aspecto es bello, con formas y colores extraordinarios. Pero el trasfondo de esa belleza esconde el verdadero interés.

Un buen ejemplo es el famoso "cardo borriquero", denominado así por resultar un exquisito manjar para los burros, capaces de mordisquear las cápsulas pinchosas en busca de las semillas que contienen, la única parte que realmente les interesa.

Este cardo bianual (ciclo de vida de dos años) ofrece alimento a centenares de especies de fauna silvestre, especialmente al final de su vida cuando florece y fructifica. En julio sus flores son visitadas por infinidad de insectos atraidos por su néctar (mariposas, abejas, escarabajos, hormigas, moscas, chinches, etc.) y diversas arañas instalan su vivienda temporal en busca de esas presas. Cuando fructifica y la planta se seca (agosto) serán las aves granívoras, especialmente verderones y jilgueros ("cardelina" en aragonés, de ahí su nombre) los que consumirán el interior de las semillas tras un efectivo descascarillamiento.


El cardo mágico de la fotografía, de porte rastrero, crece en los puertos de montaña y en agosto desarrolla su llamativa flor, grande y plana con aspecto de sol. Los caballos son capaces de consumirla cortándola entera con sus incisivos. Este es el famoso cardo que se colocaba en las puertas de las casas y pajares supuestamente como símbolo mágico (de ahí su nombre), aunque en realidad cumple una función más científica y poco conocida: la de predecir el tiempo atmosférico, especialmente el lluvioso. Sus sépalos, incluso secos, se cierran cuando la humedad del aire aumenta, indicando un posible empeoramiento del tiempo, aspecto muy a tener en cuenta por la gente del campo sobretodo en la época de la trilla del cereal en que una tormenta podría menguar la calidad de la cosecha.
Riorcal
Enviar e-mail
diseño web zaragoza: Piensaenweb + Garabato